Oración a la Virgen Misionera

Virgen Santísima, tu veneración bajo el título del PERPETUO SOCORRO ha sido encomendada por el Papa a los Misioneros Redentoristas. Por eso eres Tú la Madre inseparable de los misioneros. Más aún Tú eres la primera Misionera. Dirge tu mirada a la Congregación del Santísimo Redentor, es tuya, tómala, y bendícela.

Acompaña a sus sacerdotes, hermanos y hermanas, dales a conocer a Jesús para que sean sus testigos. Socórrelos en sus empeños por edificar el Reino. Bendice a los hermanos estudiantes, novicios, postulantes y aspirantes. Que llenos del espíritu misionero de San Alfonso “se gasten y se desgasten” preparándose para evangelizar a los pobres, pecadores y abandonados.

Bendice a los jóvenes a quienes entusiasma el seguimiento de Jesucristo Misionero. Ayúdalos a decidirse y a consagrarse con generosidad. Muéstrales el dolor de multitudes que sufren el desconocimiento del Evangelio, que no saben del gozo del Espíritu, que viven en pecado y en soledad. Hazles sentir la falta de misioneros y acércalos a la congregación Redentorista.

María; danos misioneros Redentoristas.

María; danos muchos misioneros Redentoristas

María; danos muchos y santos misioneros Redentoristas.

Esta entrada fue publicada en Oración y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s